La cantante Rizha ha cerrado su gira “Outside On Tour 2019” este pasado domingo 15 de diciembre en la sala Bikini de Barcelona.

La sala Bikini se iba llenando a medida que los fans iban entrando para poder ver a la artista. Las emociones a flor de piel, mucha gente nerviosa, otra contenta u otras muchas personas al borde de llorar de la emoción.

Se apagan las luces y primero se coloca el mejor amigo de Rizha, Chesko, quien es también su DJ. A continuación, en la pantalla aparece el vídeo de El niño del Kazoo, que provoca la risa en los asistentes. Al acabar empieza a sonar la canción Oxytocin y entonces aparece Rizha con unas gafas con luces. El público comienza a gritar y a saltar, y la cantante con ellos. Después de esta canción tocaba Drugs.

Tras cantar estas dos canciones, la artista dijo unas palabras, en las que aseguraba que: “Voy a alargar esto lo más que pueda porque no quiero que se acabe”. Después de esto vinieron las canciones Everything Smells Like, One to the Drunk Gods, Nirvana Ride or Die. 

A continuación aparecía en la pantalla una escena de una película en la que los protagonistas prometían cuidarse y amarse. Esto daba paso a la canción Nice. En esta canción Rizha se sentó en el borde del escenario a cantar con sus fans y acabó emocionada. Como estaba llorando, su amigo Chesko se acercó a abrazarla, y esto provocó gritos de ternura de los fans.

A esta canción le seguía Used to Fuck y después AMW, canción en la que los fans sacaron los flashes de sus móviles para acompañar a la artista. Para acabar esta primera parte del show cantó Endling, Happy Bummer Day a la guitarra y Asleep.

Los fans durante la canción AMW | Imagen: Carla Cidón

UN CONCIERTO DINÁMICO

Después de haberse cambiado de ropa, Rizha apareció en el escenario para cantar Slowmo, Around y Maybe. En la siguiente canción, Slide In, se tiró a cantar al suelo, lo que provocó muchos gritos por parte de la gente. Después le seguía Blush.

Para la siguiente canción, Money, la cantante se volvió a poner las gafas con luces del principio, y además tiró billetes falsos con una máquina de tirar billetes. En la siguiente canción también hizo partícipe al público y les tiró unos muñecos hinchables con forma de alien para que la gente los fuera pasando.

El concierto ya iba llegando a su fin, y en ese momento le tocó hablar a Chesko. Explicó cómo fue que hace aproximadamente dos años se juntaron en su casa y se pusieron a grabar. Esto se convertiría en un primer EP.

Quedaba ya muy poco para el final del concierto, pero la gente seguía dándolo todo con la artista. Después del discurso de Chesko tocaban Back to YouGo. Por último, quedaban tres de las canciones favoritas del público. La primera, su nueva canción en españolSe te ve venir. Después tocaba el cover de I follow rivers, canción en la que cogió una bandera bisexual y que tiene un importante significado en la serie en la que actúa, Skam España. Por último, cantó la canción Cute Bitch, dónde empezó a capella con el público y luego ya la siguió.

La noche terminaba ante un público demandando más canciones y sin querer que la noche acabase. Sin duda, Rizha ha hecho un fin de gira por todo lo alto, y esperamos que siga sacando música y haga más conciertos como este.

 

Imagen principal: Carla Cidón